Un estilo sin depurar

Victoria de la UD Logroñés, que se vio obligada a tener que remontar un nuevo tanto en contra. Esta vez lo consiguió gracias a la aportación ofensiva de Marcos André en dos jugadas a balón parado. Resulta curioso que un equipo que busca ser protagonista y llevar el peso de partido acabe ganando en dos jugadas de estrategia, algo que será difícilmente repetible. Aún así, el equipo sigue sufriendo cada vez que el rival pisa el área contraria. Con poco esta UD Logroñés recibe mucho daño.  


PORTERO

Femín Sobrón. 

Partido plácido para el de Baños. Apenas sí tuvo que emplearse a fondo. En la primera parte solo recibió el peligro del primer gol de Jordan. Fue una jugada repleta de rebotes, y el delantero sacó ventaja. En el segundo tiempo y sobre todo al final, Fermín debió jugarse el tipo en varios balones largos, y no salió fortalecido. Eso sí, su juego con los pies es digno de ser destacado.


DEFENSAS


Miguel Santos.
 Lateral derecho.

Defensivamente es todo un baluarte. Ofensivamente se incorpora bien pero no hay manera de que alguno de sus pases genere verdadero peligro. Será cuestión de insistir. Eso sí, ya no sorprende verle tan ofensivo, los rivales lo saben y poner remedio a este hecho. El equipo es previsible por el costado derecho, sin un extremo abierto que ayude a generar ventajas. Arriesgó en exceso en varias conducciones, sobre todo en los minutos finales del choque.

Caneda. Central derecho.

La cuestión es que Caneda está en buen tono, llega bien al cruce, va bien por alto, y saca el balón jugado de lujo. Pero aún así el equipo sufre siempre que el balón está dentro del área blanquirroja. Y sin duda algo tendrá que ver el central vitoriano. No falla, pero se observan lagunas tácticas que no se saben si vienen motivadas por él mismo, pero lo cierto es que en los últimos partidos no se les está poniendo remedio.

Ramiro Mayor. Central izquierdo.

No se le observan errores habituales, pero aún así se producen lagunas defensivas definitivas. Los rivales, con poco, hacen daño a los centrales y laterales riojanos. Ejemplo, Javi Martínez se va por el costado izquierdo de la defensa riojana. Paredes no está (¿dónde estaría?), y Ramiro sale a por él absolutamente superado, sin posibilidad alguna, salvo de hacer penalti. Línea de fondo, pase atrás, y Jordan acaba la jugada a la segunda. Un tiro, un gol. Y a tener que remontar el partido. Falta, sin duda, contundencia y equilibrio defensivo, un problema que el año pasado lastró mucho al equipo.

Paredes. Lateral izquierdo.

Está atravesando un bache importante. Están por determinar los motivos. Puede ser físico por los minutos acumulados en tan poco tiempo. O puede ser de confianza: fallar una vez y no recuperarse al instante, caer en las dudas. O puede ser táctico: problemas que vienen dados por el estilo de juego, debe ocupar espacios ofensivos que ya no sorprenden a sus rivales, que saben al mismo tiempo por dónde encontrar huecos para hacer daño a la UD Logroñés.


CENTROCAMPISTAS


Álvaro Arnedo. 
Pivote organizador.

Gran partido el de Álvaro Arnedo. Un joven veterano rindiendo al máximo dentro del once titular. Corta y reparte, en horizontal y cada vez más en vertical. Defiende, se posiciona perfectamente, pero al mismo tiempo cada vez está más dispuesta a sumarse en la faceta de creación. Una lástima sus problemas en el pubis, que le tienen un poco mermado y que ayer le impidieron acabar el partido, después de una fuerte entrada de un rival. Veremos si está para el próximo encuentro de Tudela.

Carles Salvador. Pivote defensivo.

Es el creador del estilo, el reflejo de Sergio Rodríguez sobre el terreno de juego. Todo pasa por él, pero aún así el equipo está lejos de mostrar ese perfecto equilibrio que tan buen resultados les dio a todos a final del curso pasado. Si se ataca bien, se defiende peor, y al revés. Ayer Carles Salvador hizo un buen partido, pero sin ser decisivo ni determinante. Pero es un fijo en el esquema, quien puede tener la solución para ser un conjunto más equilibrado, que ataque mejor y defienda con más contundencia.

MunetaVolante.

De nuevo se encuentra sumido en un bache, del que seguro saldrá, como siempre hace. Pero se le nota lento a la hora de dar soluciones a su equipo para lanzar a los delanteros. Sin extremos a los que ofrecer salida de balón, Muneta se pierde en el centro del campo tratando de conectar con los delanteros. Va todo por dentro, y lo que va por fuera comienza a ser muy previsible, pues son Paredes y Miguel Santos los encargados de llegar. Pero esto ya no sorprende a los rivales, que se protegen bien de este hecho.

RaycoExtremo izquierdo.

Completó un buen partido, sin ser del todo decisivo. Rayco debe seguir dando pasos hacia adelante, porque es sin duda el jugador con más calidad dentro de la plantilla. Su control orientado es sencillamente perfecto, se gira rápido y ataca con acierto, pero debe ser más rápido en todo lo que hace. En el Grupo II la presión en alta, y para ser determinante está en la obligación de hacer las cosas a mayor velocidad, pero con igual precisión.


DELANTERO

Iván AguilarDelantero.

Al igual que en Formentera dio una lección de cómo jugar como segundo punta acostado al perfil izquierdo, casi como extremo, en Las Gaunas Iván Aguilar no acaba de sentirse cómodo en esa posición. Fuera del área pierde protagonismo, cuando dentro de ella es muy importante. Ayer peinó la del gol del empate, o en Formentera una pilló dentro del área y fue para dentro. Anda el aficionado un poco revuelto con el delantero, que da la sensación está jugando fuera de su sitio.

Marcos AndréDelantero.

Más allá de los goles, su presencia en el once como 9 viene determinada por su alta presión, su capacidad para el trabajo constante, su perseverancia, entrega y, claro, capacidad para rematar. Ayer hizo uno y medio, para darle la victoria a su equipo. El primero, a medias con el defensor, el segundo demostrando que sí tiene remate, gran cabezazo el suyo. Le está poniendo las cosas difíciles a Iván Aguilar para ocupar la posición de delantero centro.



DESDE EL BANQUILLO

Carlos García (minuto 63).

Tiene capacidad para jugar y hacer jugar a sus compañeros. Pero tendrá poca importancia dentro del equipo si no se pone realmente el mono de trabajo y ayuda más en la faceta defensiva. Para defender con la pelota, Carlos García parece un recurso fantástico. El problema surge cuando le toca defender sin pelota. Será cuestión de que lo vaya viendo.

Cifu (minuto 76).

Ocho jornadas después aún no tenemos claro de qué juega Cifu. Tampoco está teniendo muchos minutos como para demostrarlo. Veremos si poco a poco los recién llegados ayudan en la mejora general de un equipo que ya en octubre debe comenzar a definir cuáles serán sus verdaderos objetivos.

Pablo Espina (minuto 83)

Salió para aguantar el resultado. Y ayudó en los minutos finales, cuando el partido murió sobre el córner de Osasuna.

2 Responses

  1. Miguel dice:

    Gran equipo el que vi en Villaviciosa (Asturias)

  2. Miguel dice:

    Pablo Espina, Muneta,Marcos André, los más destacados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *